Cementerio de La Granja de San Ildefonso

Información

Dirección: Carretera Pol. de las Eras 69 (Palazuelos de Eresma)

Horario: de 9:00 a 18:00

Tfno (ayuntamiento): 921.47.00.18

Coordenadas Google Maps: 40.975124, -4.014790

Enlaces de interés

Cementerio de La Granja de San Ildefonso

 

El cementerio de la Granja de San Ildefonso es, ni más ni menos, el primer cementerio extramuros que se construyó en España. Carlos III propuso por Orden Real que los enterramientos se dejaran de hacer dentro de las iglesias, por las enfermedades y olores que provocaban estos entierros, y que los cadáveres fueran llevados a un recinto, construido lejos de la población, en una zona aireada, delimitado por un muro, con una puerta de acceso y una capilla en su interior para los antiguos y nuevos fallecidos. 

En la misma Granja de San Ildefonso, hasta esta orden, los cadáveres eran enterrados en la Iglesia de Nuestra Señora del Rosario y alrededores. El hedor que desprendía fue lo que hizo que Carlos III, apoyándose en algunos cementerios europeos ya construidos con este mismo fin, creara este primer cementerio extramuros. 

La Granja de San Ildefonso era una «población experimento»: Construida por los mismos reyes como su lugar de retiro, fue también el primer sitio donde se probó una red de saneamiento, de abastecimiento e incluso crearon el primer hospital también extramuros. En sí, Carlos III quería alejar la muerte y la enfermedad de la población para que las epidemias no diezmaran tanto las poblaciones. Los planos y la construcción de este cementerio sirvieron, y sirven, como base para la construcción del resto que hay en España. 

Hablamos más de su construcción en este artículo, establecimiento y uso del primer cementerio extramuros de España , donde además os podéis descargar la Noticia original.

Actualmente se encuentra en el término municipal de Palazuelos, ya que Carlos III lo sacó tanto de la población que en realidad está construido en el pueblo de al lado. Esta construcción se aprueba e inicia en 1785, y a finales del mismo año es bendecido y ya se pueden realizar enterramientos en él. Toda la obra es asumida por la corona. En 1830 Fernando VII crea la opción de comprar los nichos a perpetuidad (hasta entonces era por un máximo de 8 años) y su coste es de entre 1.000 y 2.000 reales, dependiendo del Orden en el que se compre la sepultura. Hay tres tipos de Órdenes, 1ª,2ª o 3ª, que dependían de la dignidad del finado. El dinero se utilizaba para el mantenimiento del cementerio, y el pueblo era enterrado gratis. Además tiene cuarteles específicos para el enterramiento de monjas por un lado, y de fetos por otro.

En 1886 se reconstruye y se amplía el perímetro con una galería de nichos que ha sido ampliada hasta finales del siglo XX. 

En 1932, durante la República, el cementerio es desacralizado. Vuelve a manos de la iglesia católica en 1941, aunque en 1978, como todos los cementerios, es municipalizado y por lo tanto, convertido en un cementerio civil, donde cristianos y no cristianos pueden ser enterrados.

 

Localización

Contacta con nosotras

Cementerio de La Granja de San Ildefonso

14 + 6 =

Divi Theme Examples

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This